Blog

El mejor momento del cerebro de los Centennials está por llegar

Debes saber que entre los 12 y los 25 años tu cerebro sufre una remodelación constante con el fin de volverse más eficiente. Ha dejado de crecer, pero esto no significa mucho pues la transformación es larga y profunda, lo que explicaría, en parte, tantos cambios de estados de ánimo que sufres en esa edad.

Suena aterrador, pero en realidad no hay nada de qué preocuparse, lo que busca tu amado cerebro es convertirse en un instrumento más complejo y veloz, algo que requerirás para afrontar los retos de una sociedad cada vez más compleja e incomprensible.

Al final de ese largo proceso de transformación obtendrás un cerebro con mejor capacidad para integrar la memoria y la experiencia en tus decisiones, además de que podrás producir y valorar mucho más variables y líneas de acción.

Esto te permitir aquilatar mejor tus acciones, moderar tus impulsos y deseos, concretar tus objetivos y apegarte a normas y tener un comportamiento más complejo y, si todo va por buen camino, más sensato

Pero para llegar a este mágico momento pasarás por el oscuro túnel de la adolescencia en donde ocurre un proceso de maduración que te permitirá hacer lo mismo, pero con cierta torpeza, especialmente al principio

Cuando cumples 20 años, tu cerebro es prácticamente el mismo que el de un adulto, sólo que tendrás aprender más para usarlo, no porque continúe siendo torpe, al contrario es sensible y adaptable, porque estás ya prácticamente listo para enfrentar el mundo exterior, aunque te falta la experiencia que irás adquiriendo en la fase final de este largo periodo

Pero mientas ocurre los adolescentes y sus padres tendrán que resignarse a vivir con ciertos rasgos disfuncionales derivados de este proceso de transformación: angustia vital, estupidez, precipitación, impulsividad, egoísmo e imprudencia incompetente.

Pero no nos precipitemos: estos rasgos molestos no son lo más relevante de la adolescencia, sino lo que más llama la atención a los adultos. Lo que el mundo no ve es que todo esto es un proceso de perfeccionamiento, que pasa de lo sublime a lo torpe en instantes, pero que debería verse como un proceso evolutivo necesario.

Perfeccionarse en un mundo cada vez más avanzado y tecnológico implica un reto para cada nueva generación. A los Centennials, nativos digitales y sin un futuro claro aparente, le toca ahora su turno.

Para muchos de ellos su cerebro aun esta en este proceso evolutivo, pero este proceso de transformación incluye estos retos. Su resultado, como se ha visto en las generaciones que le preceden, será una generación con mayores habilidades para afrontar los retos de su nuevo ambiente.

Si la sociedad se ha alarmado por los cambios que esta generación ya está logrando en el mundo, deberán preocupase aun más cuando este proceso de maduración termine.

La humanidad, por el contrario, tiene esperanza.

Artículos relacionados

El recurso más valioso que el dinero

Cómo la falta de dinero afecta tu mente según la ciencia

¿Necesitas un crédito?

Aclaración

Este sitio se produce solamente con fines informativos y de entretenimiento. Su contenido no debe ser considerado como consejo financiero profesional.

Es altamente recomendable que usted busque el consejo de un profesional para asuntos financieros serios.

Este sitio y su autores se reservan su derecho de expresar opiniones personales en relación con respecto a la oferta de productos y servicios financieros.