Blog

Cómo identificar el estado de tus finanzas

Entre los aspectos que se deben tomar en cuenta para identificar el estado de tus finanzas hay un elemento central que se menciona poco a pesar de ser la clave para definir el estado real de tu situación financiera.

Generalmente cuando se habla de finanzas lo primero que viene a la mente de algunos expertos es hablar de presupuesto, pero éste no tiene mucho sentido si no se tiene un objetivo o dirección de lo que queremos hacer con nuestras finanzas.

El concepto con el que se debe empezar es con el de patrimonio neto personal, su cálculo generalmente se usa en empresas, pero su resultado es la forma más objetiva y concreta de definir como están nuestras finanzas.

Es sitio de economía simple lo define así: El concepto de patrimonio neto es la diferencia existente entre el activo y el pasivo de una empresa… el significado del patrimonio neto es el valor total de una empresa.

La adaptación de esta definición al plano de las finanzas personales es sumamente simple: se puede entender por patrimonio neto personal como la diferencia existente entre los bienes de una persona y sus deudas, esto dará por resultado el valor total de su capital personal.

Al igual que una empresa el valor de nuestro capital es cero si lo que debemos equivale en valor económico a lo que poseemos.

Así que si quieres saber cual es el estado de tus finanzas debes de empezar por obtener el valor de tu patrimonio neto, pues si sólo sumas el valor de tus bienes, pero no tomas en cuenta lo que debes, en realidad estás teniendo una imagen falsa de tu capital personal.

No se requiere tener grandes conocimientos de contabilidad para obtener el valor de tu patrimonio neto:

-Primero debes hacer una lista de todos tus bienes que puedan contabilizarse económicamente: autos, joyas, terrenos, dinero en el banco.

-Luego debes de asignarle un valor económico a cada uno de estos bienes. En este puto debes ser muy objetivo y no permitir que tus sentimientos te dominen. El valor de tus bienes no es lo que te costó el producto, ni lo que crees que ahora vale. El valor que debes considerar es lo que la gente estaría dispuesta a pagar por él. Y generalmente ese valor es más bajo. Esto debe hacerse así porque es lo que ocurriría si quisieras disponer de tus bienes.

-Una vez hecho lo anterior lo sumas para obtener un resultado

-Después hay que hacer lo mismo con las deudas. Debes de sumar todas: tarjeta de crédito, préstamos personales, hipoteca, etcétera.

-Puede ser que haya un producto que aparentemente aparezca en ambas sumas, digamos una casa comprada a crédito. Lo que se debe hacer es separar el valor de la casa ponerlo en la primera lista (la de bienes) y el saldo del crédito en la de las deudas.

-Una vez terminado lo sumas todo también y obtienes un valor

-Después procedes a comparar las cifras, si el primer valor, el de los bienes, es mayor que el segundo valor, el de las deudas, ese es el valor real de tu patrimonio. Si es al revés, es decir debes más de lo que tienes, tu el valor neto de tu patrimonio es negativo.

Una vez obteniendo el valor de tu patrimonio neto, podrás decidir que es lo que quieres hacer, lo que dependerá de tus deseos y de tu situación actual.

Como puedes ver en esta lista no se incluyen sueldos, ni ganancias. Sólo se contabilizan cuando los recibes y esto es sumamente saludable, pues no hay una especulación de lo que vas a ganar a futuro. En equivalencia tampoco se suman tus gastos normales, pues es lo mismo, sería especular y en realidad ni el sueldo y los gastos del futuro existen.

Tanto el sueldo como los gastos se calculan con una segunda herramienta que se conoce como presupuesto, prácticamente la única herramienta que te ayuda a incrementar tu patrimonio.

Hay muchas herramientas para hacer un presupuesto, pero es relativamente fácil, como lo explicamos en este otro post.

Imagen

Aclaración

Este sitio se produce solamente con fines informativos y de entretenimiento. Su contenido no debe ser considerado como consejo financiero profesional.

Es altamente recomendable que usted busque el consejo de un profesional para asuntos financieros serios.

Este sitio y su autores se reservan su derecho de expresar opiniones personales en relación con respecto a la oferta de productos y servicios financieros.