¿Cuál es el mejor crédito?

Haz patrimonio

Recuerdo primera vez que solicite un crédito. No sabía qué era lo más conveniente, ni entendía de tasas de interés, beneficios, seguros de desempleo, ni de nada.

Las primeras veces no siempre tomé la mejor decisión, me dejé deslumbrar por \'buenas promociones\', por los pagos pequeños, pero sobre todo por aquellos en los que no necesitaba cubrir tantos requisitos. EL tiempo me enseñó que esa no era una buena decisión.

Con los años he aprendido que el crédito bien usado puede convertirse en una opción para mejorar nuestra calidad de vida e incrementar nuestro patrimonio; pero tomar un crédito sin ninguna previsión puede causarnos problemas económicos, incluso, poner en riesgo nuestros gastos fijos mensuales, por lo que el secreto estará en saberlo elegir y ser responsable.

Por ejemplo, es común que las personas caigan en la tentación de aceptar los créditos que el cajero nos ofrece; sin embargo estos son los que más caros salen. Elegir mal un crédito es lo que hace que la mayoría de las personas vivan endeudadas de por vida.

Antes de decidir qué esquema de financiamiento te conviene, es necesario que hagas un análisis de sus ingresos y egresos; para después cuestionarte: ¿para qué necesitas el crédito?

La respuesta a esta pregunta te guiará en tu elección, ya que en función de tus necesidades y disponibilidad de capital existen en el mercado productos financieros de utilidad.

Debes tomar en cuenta las tasas de interés, Costo Anual Total (CAT), número de mensualidades, anualidades, beneficios y requisitos.

Para no presentar un problema de sobreendeudamiento, determina tu capacidad de pago con base a tus ingresos y egresos. Si no cuentas con un objetivo de dicho capital, lo mejor será ahorrar antes de tomar una oferta de crédito.

Fuente

La foto le pertenece a 401(K) 2013

Circulo Laboral
Auspiciado por:
© 2010-2017 Vivo con crédito. Aviso de privacidad y Términos y condiciones

Aclaración

Este sitio se produce solamente con fines informativos y de entretenimiento. Su contenido no debe ser considerado como consejo financiero profesional.

Es altamente recomendable que usted busque el consejo de un profesional para asuntos financieros serios. Este sitio y su autores se reservan su derecho de expresar opiniones personales en relación con respecto a la oferta de productos y servicios financieros.