No confíes en que puedes pagar porque te dicen sí a un crédito

Vive mejor

No todo lo que brilla es oro, ni todas las empresas o personas que te dan un crédito son de fiar. Es común que cuando un consumidor no logra obtener un crédito, éste salga de la tienda hablando pestes del sistema; sin embargo el hecho de que no te autoricen un crédito a veces es lo mejor que te puede pasar.

No te dejes llevar por las promociones en las que te garantizan un crédito, sin consultar el buró de crédito, pues esto en lugar de beneficiarte puede provocar en situaciones de impago que al único que van a afectar es a ti.

Consultar las Sociedades de Información Crediticia, comúnmente llamadas 'Burós de Crédito' le permite al oferente del crédito ampliar su visión sobre la capacidad de endeudamiento, comportamiento de pago y tipo de créditos adquiridos, respecto de un solicitante.

Para que un mercado crediticio funcione adecuadamente, requiere entre otros aspectos, de un mecanismo que permita a los oferentes del crédito, conocer el historial crediticio del o los solicitantes.

En el país existen tres instituciones financieras debidamente autorizadas para operar: Trans Union y Círculo de Crédito, especializadas para personas físicas, y Dun & Bradstreet, para personas morales. Estas a su vez están reguladas tanto por la Secretaría de Hacienda y Crédito público; como por la Comisión Nacional Bancaria y de Valores y el Banco de México.

Fuente

La foto le pertenece a Reindertot

Circulo de Crédito
Auspiciado por:
© 2010-2017 Vivo con crédito. Aviso de privacidad y Términos y condiciones

Aclaración

Este sitio se produce solamente con fines informativos y de entretenimiento. Su contenido no debe ser considerado como consejo financiero profesional.

Es altamente recomendable que usted busque el consejo de un profesional para asuntos financieros serios. Este sitio y su autores se reservan su derecho de expresar opiniones personales en relación con respecto a la oferta de productos y servicios financieros.