Crédito ante adversidades

Haz patrimonio

Sin importar qué tan precavidos seamos con nuestras finanzas hay situaciones que en ocasiones nos pueden rebasar, como una crisis financiera mundial, el desempleo prolongado o alguna urgencia de tipo médica.

Este tipo de situaciones pueden afectar gravemente sobre todo a aquellos que están pagando una hipoteca o que han adquirido un crédito del Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit). En ambos casos es importante que sepas que existen alternativas a tu situación y que no perderás tu casa, siempre y cuando te acerques a dichas instituciones y expongas tu caso.

Infonavit cuenta con cerca de 40 productos de apoyo agrupados en las llamadas Garantías Infonavit. Es el caso de 'Prórroga total'. Esta garantía permite que cuando un trabajador pierda su empleo tenga derecho a solicitar una prórroga hasta por 24 meses en dos o más periodos durante la vida del crédito sin que exceda de 12 meses consecutivos cada uno.

Durante este tiempo no se requiere pago, aunque es importante que sepas que el adeudo se incrementará por la acumulación de intereses. Esta garantía se aplica de forma automática si tú como trabajador manifiestas por escrito que perdiste tu trabajo y aceptas la aplicación de la garantía. Si no lo haces, la prórroga total será suspendida.

Existe otro tipo de prórroga, pero esta es parcial. En este caso se trata de disminuir los intereses que se originan en la prórroga total, por lo que el acreditado tiene la oportunidad de hacer pagos mensuales de al menos 637 pesos mensuales con la ventaja de que, con ellos, el Instituto absorbe 50% de los intereses que se generan cada mes. En ambos casos la prórroga se interrumpirá al momento de obtener empleo formal.

Seguro de protección de pagos. Esta prórroga aplica en caso de que hayas obtenido tu crédito durante el 2007 y el 2008. Tienes derecho a que te le cubra la totalidad de los pagos (mensualidad+intereses) hasta por seis meses. Este seguro sólo aplica durante los primeros cinco años del crédito y sólo lo puedes usar una vez en la vida.

Existe otra forma de protección que es el 'Fondo de protección de pagos', el cual aplica únicamente para quienes contrataron a partir del 2009 y es como contratar un seguro de desempleo. Es decir que tú haces una aportación complementaria cada mes para que, en caso de perder tu trabajo, queden cubiertos seis meses de pagos.

Ahora bien si tú no perdiste tu empleo, pero te redujeron el salario tienes derecho a disminuir hasta por 12 meses los pagos mensuales para que éstos no superen 35% del nuevo salario.

En el caso de que tus ingresos no hayan bajado, pero tus gastos aumentaron, puedes hacer uso de la garantía 'presiones económicas'. Esto hará que el plazo de pago aumente. Esta garantía sólo aplica para quienes tengan al menos dos años de haber ejercido el crédito, que paguen una tasa igual o mayor a 8% y tengan tres años trabajando en la misma empresa.

Cualquiera que sea la garantía que desees ocupar es importante que te acerques al Infonavit de manera personal.

Fuente

El dinero más caro es el que no se tiene cuando realmente se necesita

La foto le pertenece a Images_of_Money

Auspiciado por:
© 2010-2017 Vivo con crédito. Aviso de privacidad y Términos y condiciones

Aclaración

Este sitio se produce solamente con fines informativos y de entretenimiento. Su contenido no debe ser considerado como consejo financiero profesional.

Es altamente recomendable que usted busque el consejo de un profesional para asuntos financieros serios. Este sitio y su autores se reservan su derecho de expresar opiniones personales en relación con respecto a la oferta de productos y servicios financieros.